Prácticas de laboratorios farmacéuticos

Se intenta lograr que las obras sociales paguen medicamentos aún no aprobados, ni incorporados a las listas, y con precios abusivos. Para esto, habilmente se contrapone el DDHH a la atención de la salud, con la posibilidad de ir incorporando paulatinamente los nuevos medicamentos a los diversos vademecum. Dado que esto último tampoco es demasiado legítimo pues muchas veces se incluyen/excluyen medicamentos más según criterios de costo que según eficacia terapéutica, estamos frente a otro falso dilema.

Cabe preguntarse si no es imprescindible la participación de la ciudadanía en todos estos procesos, y especialmente una absoluta transparencia en todo el tema de determinación de prioridades y decisiones de racionamiento. Norman Daniels, aplicando criterios ralwsianos y dialógicos, propone justamente esto (ver por ejemplo “Justice, Health, and Healthcare”, American Journal of Bioethics, Spring 2001, Volume 1, Number 2, 3-16).

Ver el relato del intento de algunos laboratorios en: http://www.revistaelmedico.com.ar/rm/notas/vernota.php?id=1140

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: